jueves, 14 de febrero de 2013

La crisis del calcio

A mediados de los 90's fue cuando su servidor dejó de ser un niño para pasar a ser un adolescente, fue cuando ese adolescente se interesó por ver futbol de otras latitudes con la curiosidad de descubrir que tan cierto era que las ligas europeas eran "infinitamente" superiores a la de estos lares como clamaban los principales críticos deportivos de México.

Así fue como decidido a formar una opinión propia y gracias a la juventud plena de esos años mozos hice un ritual sabatino y dominical de despertar temprano, prender la tele, buscar ESPN y decidirme entre algún juego de la liga holandesa, la italiana o la alemana. Después de un mes o dos de comparaciones entre ligas  me encandilé con el futbol desplegado por los equipos de la Serie A, todo me pareció fascinante desde el ambiente en las tribunas que humeaban con bengalas de colores hasta la velocidad y exactitud del juego con pases filtrados y contragolpes letales. En aquellos años equipos como la Fiorentina de Batistuta y Rui Costa, y el Parma de Buffon y Crespo practicaban un futbol espectacular mientras que el Milan, Inter y Juventus fieles a su costumbre representaban los rivales mas duros camino a la codiciada orejona de la UEFA champions league presentando de 1994 al 2005, 3 campeones y 5 subcampeones.

La Serie A ocupó durante años el podio de las ligas profesionales de futbol de Europa, nacida en 1929 como campeonato federal la máxima competencia de la Federación Italiana de Fútbol (FIGC) fue hasta la primera década del siglo XXI un referente de la más alta calidad debido en gran parte al poderío de clubes como Juventus, Milan AC e Internazionale de Milán.
Sin embargo a la que alguna vez afirmara ser la mejor liga de fútbol del mundo el cambio de siglo no le ha sentado de la mejor manera; A un cambio generacional entre sus mas grandes figuras como Nedved, Cannavaro, Crespo, Del Piero o Totti se le sumó en 2005 el inicio de un escándalo cuyas secuelas siguen vigentes y generando otras aún más profundas. 

El calciopoli es como fue bautizada la infamia, en ese año una investigación sacó a la luz el arreglo de partidos de primera división con partidos decisivos por el campeonato incluidos; ésta traición al deporte fue protagonizada por Luciano Moggi y Antonio Giraudo ambos dirigentes de la famosa "Vecchia Signora" el Juventus F.C. Sin embargo el club albinegro de Turín no era el único culpable pues a este arreglo de juegos y compra de árbitros se sumaron el AC Milan, la Fiorentina de Florencia y la Lazio de Roma.
Lo que siguió dejó muy mal parado a un futbol que ya presentaba síntomas de crisis e incapacidad de renovación pues los dictámenes además de afectar en lo deportivo y administrativo a los clubes implicados desató una desconfianza gigante en la legalidad del torneo italiano que hasta la fecha sigue afectando a los clubes. 

Todo esto sucedía mientras mas al norte del continente y con Suiza como único obstáculo el futbol Alemán se decidía por tener una liga que estuviera a la par de su selección nacional y de su gigante mandón de Bavaria el Bayern Munich. Con miras a la copa mundial del 2006 la nación germana, haciendo remembranza  a las hordas de sus antepasados que siglos antes invadieran y saquearan Roma y su imperio, se puso como meta de nuevo la península itálica. Estadios nuevos fueron construidos, los que permanecieron fueron renovados casi en su totalidad, se establecieron reglas y parámetros que cada club afiliado a las divisiones profesionales debieron cumplir entre los cuales se exigían las finanzas sanas y la competitividad deportiva, se re-negociaron derechos de televisión y la repartición de ingresos, se tomaron medidas con el único objetivo de adueñarse a mediano plazo de las plazas de champions league que se le otorgaban a la ahora endeble Serie A

El resultado hasta ahora es que la liga del país de los Césares ha cedido ante la Bundesliga su lugar de privilegio en el podio europeo y ahora solo tiene acceso directo de champions con dos equipos mientras que el tercero debe jugar una fase previa. El mejor Barcelona de todos los tiempos ha opacado de igual manera a los clubes que históricamente mandaban en Europa como Juventus y Milan quienes tuvieron que pagar por sus pecados con pérdida de puntos e incluso la división de ascenso; incluso la Premier League esa liga en la que solo Manchester United era de cuidado ahora mira desde un punto de ventaja a los representantes del calcio.
Esto queda claro no es cuestión de suerte o casualidad pues mientras la Serie A se sumía en escándalos de corrupción y dejaba sus fuertes de batalla que son los estadios como congelados en el tiempo los "bárbaros" del norte de Europa y los "malditos hispanos" se rebelaban contra el otrora imperio relegándolo poco a poco a un lugar que nunca había tenido.

Hay quienes dicen que la historia tiende a repetirse y esto me hace pensar lo  curioso que es que algunas veces no la hace de una manera tan directa. El calcio está en una severa crisis financiera, deportiva y de credibilidad que a veces parece no ver el final del tunel. Sin embargo los italianos han demostrado saber resurgir de las cenizas y solo el tiempo dirá si esa misma capacidad la podrán aplicar a la que alguna vez fue la mejor liga de futbol de Europa y el mundo, la Serie A del Calcio.


No hay comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...